18 de junio de 2021

 L'hasard. 

17 de junio de 2021

Acuarelas

 Una marina, no. Lo que se ve desde el final de la calle es una parte del monte y la cruz de hormigón arriba. Así que la cruz es un lugar más para ser mirado que para mirar.

Nunca me había sentado ahí, a salvo del tráfico, entre idas y venidas del sol en estas jornadas de clima indeciso.

Pintar con palabras: para eso están los lápices comprados. Pero pintar es la imagen de otra cosa bien distinta. No el detalle exacto de una cámara hiperreal... Esto no lo quiero, sí la impresión, el signo o la traza... El lado del sujeto, no el del objeto, al que renunciamos junto con todas las otras ambiciones.

Nadie sabe, quizás las acuarelas fijen un instante, el del curso del sol en viajes atemporales atravesando el sur de costa a costa, o el rebrillo del mar desde una barca de pesca por la tarde. Llama a esto impresión, porque no se conocen los detalles. Una marina, puede, pero ahora al final del viaje. O sea, el tiempo.

 La inconstancia puede ser la virtud de los desesperados.

 Morenito de la Iglesia, ciudadano de Ecuador, es torero retirado y pensador ocasional. La dura experiencia del matador trasterrado es fuente muy nutricia de sus cogitaciones. Entiende que la tauromaquia, que él deriva de la cinegética, es isomorfa del conflicto entre lenguaje y ser. Rara vez hay armonía en este juego de palabra y mundo: el orden es pelea. Un doble riesgo atenaza al homo loquens: o se impone el concepto y deshace lo real, o bien ocurre al contrario e impera el silencio. Morenito rastrea estás vinculaciones, que él pondera religiosas, en cadenas bastante inviables de la vida histórica de las ideas.

16 de junio de 2021

Tan solo el campo y una pareja de ancianos

 De lo cual hablábamos esta misma mañana.

Un nublado intempestivo con amenaza de precipitación se veía tras las ventanas abiertas, deshaciendo por un momento el bochorno anterior. La piel lo agradecía. 

-En alguna obra oscura asentó el viejo maestro de la urbe la creencia de que los padres son figura visible de los dioses.-

No lo llegamos a decir, bastante fue entrar en una conversación privada. La hora invitaba, desocupados, meramente ser. 

Lo que sí que fue apuntado en el acta de la memoria es la percepción común de orfandad, el hueco, la falla. Cualquier padre querrá esto para sus hijos, mejor cuanto más tarde: signo de decencia sería. No del hijo, sino del padre: trasmitir esa herencia que consiste en la libertad desolada sin nortes. En el sueño reaparecen los padres, pero es ilusión o falacia, fatua compensación de un cerebro o un alma (a elegir según ontoepistemología).

Quien vuele más que la luz quizás convierta el sueño en logro real. Lo común es saber estas cosas demasiado tarde (lo mismo que la luz o el mar, o los profundos y oscuros significados de la brisa),  y tener que conformarse con el saber melancólico del omnia fugit, los ríos que son, el olvido que vendrá.

Luego, cada uno llevará sus cuentas: esto acerté, todo eso otro erré, así son los cruces de caminos y la debilidad de las almas. (Llevaremos calderilla para las indulgencias: nada de orgullo, entrega pura.) Mucho antes: descubrir el mundo, nombrarlo y deletrearlo, habitar al cabo un lenguaje que registre la indigencia..

No es fácil, después de los cincuenta, poder evitar las lágrimas, tan ridícula humanidad... 

 Lo mismo es torear los lunes, que acertar la quiniela desde detrás de la barrera.

 Jon Arnoldo profesa en la Escuela de G. Siguiendo la estela de Elcano, con no menor ambición, ha circunvalado este mundo, y aun, según se expone admirablemente en la nota biográfica de la Encyclopaedia Universalis, se postuló para un periplo por los otros, fríos, silentes e inhóspitos. Buscó las Indias y las Indias encontró, sin repetir los errores de Colón puesto que iba a cosa hecha y brujulada. Trasladóse después a las Américas, con igual exactitud navegadora. Volvió a la patria, más sabio y sobre todo ello mucho más partidario de la virtud humilde y callada, nada histriónica y que huye de las galas, acicalamientos y prepotencias del ego, al que ha renunciado según proclama en múltiples entrevistas. La verdad nace en el común, proclama, en el entre dialéctico y nunca en el intro reflexivo. El examen autoconfesante contiene in germine la plena alharaca del empresario capitalista, siempre al asalto de la tierra con su faz sombría. Para evitar la tentación ha ordenado que en su entrenamiento doctrinal sus discípulos tornen al vero socratismo: esto es, que la aletheia discurra o más bien emerja, psique volandera y maravillosa, en el tablao.

15 de junio de 2021

 Calor, desidia. G. Ferrero. La memoria son fechas, y no son fechas. La memoria es falta de concordancia en la proposición que la muestra.

On Beckett tb.

14 de junio de 2021

(Talens, Conocer Beckett y su obra) 

 Joseph Gañizu, Kurro, euskárico varón, en verdad vascofrancés, pero ahincado de mucho ha en las ubérrimas amenas comarcas del Valle del A., por la parte donde el río muestra su bella faz hozada y se remansan las aguas, es, sin embargo, esteta. Quiero decir que permanece a sabiendas en esa parcela del espíritu absoluto que el delfín de Copenhague cancelaba como una fase infantil de la dianoia. Discípulo de un discípulo de un discípulo de H. (el primero, el de la decimonona centuria, aquella que vio al corso a lomos de bestia y sin caerse, y transmutó la imagen en centauro), ha dado a la prensa (Gráficas GRU) su tratado Crítica negativa de la negación dialéctica metacrítica. En la línea de Gil Deluxe, véase si es que no su obra Quinientos cerros, pretende un acercamiento novedoso a textos fundamentales de las letras checoslovacas y cosas así. En particular, dialoga en profundidad con la exégesis que Johannes Blu Member practica sobre el conocido relato de Franziskus Quqú, La fama de Epimeteo. Gañizu es docto agradecido y recuerda en la dedicatoria a sus discípulos, que en el turbio verano de ...... disfrutaron del mecanoscrito y aportaron muy útiles sugerencias para su mejoramiento. Aunque en verdad el texto es de una claridad meridiana, per se, quizás no quoad nos, pero dice el Sabio que lo bizarro no se otorga sin dolor. Pero el que no se rinde ya no sale de su arrobo.

 Deshágase la luz, dijo el otro.

13 de junio de 2021

 Desde lo alto de la pirámide se ven las cosas de diferente manera a como se ven desde la base. (F. Crispi, citado por G. Ferrero) 

 Desorden de lecturas, escasa profundidad.. 

12 de junio de 2021

 No sé quién será este Ramón y Cajal, si fue uno o fueron dos, que da nombre a tantas calles de tantas ciudades, hasta yo he vivido en dos de ellas con ese nombre, y soy bastante sedentario y poco representativo. Es una parte de la dirección, ahora que casi no se mandan cartas. Debió ser un varón principal para que alguien haya considerado que merece seguir en el recuerdo de las generaciones.

11 de junio de 2021

 Circo. Lectura. 

10 de junio de 2021

 Escribir un libro de poesía pasados los cincuenta: No es fácil convencer al responsable del negociado, acerca de lo pertinente y hasta perentorio de este asunto.

El libro no contiene las andanzas de un ridículo corresponsal por tierras coloniales inglesas, ni los monstruosos engendros neuronales del autoproclamado rey de la Tierra, el magistrado S. (De S. se ocupó, inter al., F., S.) Su tema es mucho más modesto, pero igualmente pegado al suelo, que es donde se encontraron los libros reseñados. El poema pretende referir, de manera más bien libre, la poca seriedad o la falta de sustancia filosófica del personaje. Su pequeña tragedia es que él no lo reconoce, pero sabe que la impresión es producto de la imagen emitida. Signos malinterpretados en el final de esta era del fuego: lecciones que no satisfacen a su minúsculo, maltrecho, existente orgullo. Ha entendido en el libro sobre M. P. la continuidad desmoralizadora de los signos mundanos y eróticos. Ha entendido en el libro lo que la experiencia acaba entendiendo por sí misma: la burla es el resultado final del processus. El libro es un espejo, negro sobre blanco, donde las páginas son horas. Pero, ¿quién negará al cabo, la utilidad de estas conversaciones, que a costa del desengaño y un poco de desazón o malentendidos, van produciendo la única verdad? Decir que de una herida mana tinta es una forma ramplona de expresarlo. De una herida en el orgullo, y este tiene su sede en el cuerpo, lo que viene después es una atención más considerada al mundo bien estructurado: calles y sol, el tráfico y los transeúntes que huyen del calor y hasta de sí mismos, la cuenta del camarero, y la cuenta propia, como deuda. 

De la ley y de la acción

 La maldad justifica la maldad. 

9 de junio de 2021

De la necesidad de los tutores

 Se conservó el placer de una autoridad a la que obedecer y hasta la nostalgia de un experto que orienta, un poderoso que dispone, un guía que sugiere, un sacerdote que execra, un médico que prescribe, un policía que castiga, un juez que sanciona, un periodista que advierte, un padre que educa. (Baricco, Lo que estábamos buscando)

8 de junio de 2021

Humillados y heridos

 En el mundo de la memoria la frivolidad se entrecruza con los desvaríos del amor. Debió ser hacia el verano de 1995 cuando la mujer del vestido rojo atravesó la puerta. Como siempre, yo me encontraba mirando los espejos de la pared de enfrente. Quiero decir, observando las reacciones de los demás.

...

7 de junio de 2021

Dímelo, Marcel

 En esta cadena no confiamos, claro, porque vendrá la muerte, con los ojos que le convengan, miel o cielo, avisando lo justo, no avisando.

En todo caso, lo que a mí me parece acerca de esto que sostienes, amigo, es que se necesita grandeza de alma para encontrar la felicidad en una serie de errores. Un error es el juicio del tiempo, ejercido sobre un conjunto de impresiones. Pretendes que coleccionar esos juicios tan diferentes (ocupan toda una vida, si esta se entrega a la coherencia- a la vocación) produce un juicio final, el que salva. Pero yo creía que esto era en otro sitio, fuera del alcance de la reflexión. (En un futuro lejanísimo que quizás es pasado si es verdad que esto se repite, según estableció el quinto evangelista hace mucho ya.)

Ocupados, más que preocupados. Así nos queremos, se dice, en este presente. A punto de estallar nos movilizamos nerviosos, y damos la batalla a nuestro cuerpo, quizás ocurra al contrario, no te sé decir, en las playas del sur, estos domingos. Miel o cielo, marfil, son las trazas de la perdición, los rieles del error por los que se desliza el aprendiz. Pero pre-ocuparse es lo suyo, lo de cada uno, esta anticipación amarga, una enorme carga que obtura la fluidez de la acción, la risa y la inconsciencia.

Lo que a mí me parece... y es siempre la imagen de un camino que conduce al hostal, a la arena donde los niños corren alrededor de las sombrillas. ¿Seremos nosotros, los de la imagen, de camino hacia una felicidad ya perdida?

6 de junio de 2021

 Nunca aprendemos en los diccionarios que nos prestan nuestros maestros o nuestros padres. (Deleuze, Proust y los signos) 

G. D.

 Tras un sábado algo postmetafísico, en el que la lluvia impedía al hijo de algo observar los perfiles correctos de los castillos y los gigantes, llega el sol, por detrás de los anónimos edificios. 

Ocurre que, por algún sortilegio del enemigo emboscado en esta selva de incertezas, la tríada dialéctica e histórica ha transustanciado en la vera faz de Sodoma y Gomorra, como esa adusta verdad y amargura que queda después de la derrota de los signos: nada nos iba en el mundo, y no me refiero al siglo, sino a los salones y sus homólogos de hogaño; tampoco en el arte que santifica para siempre la explosión de las impresiones (¿esta eternidad se le ha prometido a los pobres?).

Sí, alguien ha hecho de las suyas en esta esquina de las estafas donde los transeúntes pasan de largo, sin pensar. Lo que había, nuestra costumbre, era una materia grave, hasta cuando se jugaba todo a los sentidos (hubo quien contrató el alma a tal fin), y ahora queda esta hiel, como una melancolía mañanera cabalgando a lomos de rayos de un astro tímido: quien no esté dispuesto a dar el salto a los polvorientos museos -se incluyen también las bibliotecas-, quien no esté por congraciarse con la vacuidad de lo aprendido en las celebraciones de esta convalecencia, ese mismo deberá pararse y reflexionar sobre esta guerra total que nos condenó a la extinción. (Sodoma y Gomorra como sustancias, y no solo como relación, como en un palimpsesto en el que desciframos el contenido escondido tras la guía de la materia exotérica. Esto es, el hijo del hombre derrotado por las manzanas que arroja el astuto a su paso. Aquí está el resultado: un saber huero que nadie nos enseñó a manejar.)


5 de junio de 2021

...el Tiempo que habitualmente no es visible, y que para serlo, busca cuerpos... (Proust, citado por Ricoeur) 

Criptoepigrafía, III

 En torno al proyecto de escribir un libro de poesía pasados los cincuenta, se acumulan las dificultades. 

Como ante una investigación que pretenda conocer la situación de la provincia durante el reinado del Hechizado, cuando ninguno de los caminos era seguro y algo se rompía cada día en el interior.

Nada se rompe en el interior, entiéndeme, cuando eres joven y saltas de mar a mar, del norte al sur sin palomas, atravesando en diez horas la península. (Ahora no hay salteadores de caminos, sino una alta carga impositiva, al decir de los políticos liberales.)

Se da la vuelta a la calle, sin girar la vista, cuando ni siquiera se sospecha lo de la estatua de sal ni el riesgo de quedarse a pernoctar en el infierno. Se es joven, un día sucede al anterior y cada septiembre sonoro acaba en el vertedero de los tiempos remotos. Otra cosa son los bosques, relictos, que me siguen inquietando. (La memoria de lo dicho tiene más de maldición que de lo contrario.)

En el otro mundo conocido, desde la torre megalopolitana, la mirada circular descubre el error del filósofo, que limitaba el horizonte a la cuenta corriente de los puntos de vista (lógico, reza el calipso; en un segundo plano Suzanne Vega ha dado paso a Leonard Cohen, o quizás ha sido al contrario).

No. Cuando el pueblo brama queremos a Babel y no a quien ha resucitado (de entre los muertos) no desea hollar en lo alto. Visión total del mundo de abajo es lo que quiere. Así se distrae, en la contemplación de la tierra, en su tensa relación con ella, con un amor que es fuga y presencia (un hielo ardiente, como se dice habitualmente en los discursos que cierran cada año los juegos florales).

4 de junio de 2021

 Del desorden de los días se genera el desorden de las existencias. 

3 de junio de 2021

 En la biografía de Sontag escrita por Moser reconocemos esa humanidad, demasiada humanidad, que polariza la vida del genio. (También, claro, un retrato antonomásico del intelectual, trazado a partes equilibradas de soberbia y lujo parásito.)

2 de junio de 2021

 Vida: cúmulo de incidentes banales, cuyos efectos secundarios no se deben desdeñar.

1 de junio de 2021

 Ironía y cinismo son grados sucesivos de la impotencia, y parientes demasiado cercanos de la necedad.

30 de mayo de 2021

 No es fácil escribir un libro de poesía pasados de largo los cincuenta. Aparte de la dificultad de estar vivo, a salvo más o menos de las múltiples heridas que inflige el tiempo, está el asunto del tema, y sobre todo el tono.

En lugares de inocencia y de comercio modesto alumbra el amor.

En escenarios de vicio y luces de neón, en calles muy principales, se esparcen sus cenizas corrido el tiempo.

No el discurso del amor, sino el discurso de la vida, como agua incontenible, vertebra las palabras crepusculares del vate postmoderno.

El tono es más complicado: se está obligado a no comprometerse con la marcha de las cosas, con su ritmo heterónomo. El fulgor poniente reflejado en el cristal de la terraza se proyecta en el edificio de enfrente, rojo ladrillo. Pues bien, acerca de ese, digamos, manierismo, no debes de multiplicar las palabras. Es.

Sí, realmente, lo difícil para un poeta es habitar pasado su tiempo.


29 de mayo de 2021

Ser inactual del mundo

 Aquello que te engaña, lo pagas. Los versos de Hölderlin prácticamente se venden a precio de saldo.

28 de mayo de 2021

 Que en cualquier calle se halla una ciudad entera es un corolario de oscuros presagios, de aquello que sabemos: un hombre y una mujer se encuentran a sí mismos al cabo del viaje, salvando islas y tiempos. Así, en la calma soleada de un bar que hace esquina, ese que está junto a la farmacia, en la mente del parroquiano que mira por la ventana, sin saber, está presente un universo, tras sus ojos. Los números, ¿no son los mismos?

27 de mayo de 2021

 Es malévolo este crítico, útil pero con mala idea. Como un Sainte-Beuve a un MacBook pegado. 

 Vivir la vida como una interminable tanda de penales. 

26 de mayo de 2021

 Decimos, y es una cadena de bromas triviales para pasar del día, y querer olvidar Lo Único. 

25 de mayo de 2021

 Decimos persona, y no es la máscara resonante aquello que evocamos.

Tampoco el alma, imagen ilusa, grado mínimo de la vida. (A la conciencia impostada y orgullosa llamamos alma.)

Una voz convoca a otra, las más de las veces en silencio, a resultas del sol y del cansancio.

Será el cuerpo, la verdad, raíz o destino de la misericordia, el cuerpo despojado de ser por el tiempo- será el cuerpo aquello recordado en la imagen de nuestra ausencia.

(Un dios distribuye las piezas, pero al más pobre de los peones le duele también la fantasía duradera del tablero, idénticas avenidas soleadas de aquí a mil años.)

24 de mayo de 2021

 Sergio Ramos estrena dos tatuajes (En El Mundo)

 Voces. ¡Si fuera posible traducir en palabras las emociones que suscitaron en nosotros las voces de aquellos a quienes amamos en el curso de nuestras vidas! (A. Tabucchi)

23 de mayo de 2021

 Arnaldo de Alcira, floruit c. 1990, fue navegante primero de mares y después de las estrellas. En el viaje se halla el conocimiento de los límites, decía. Sería por eso por lo que entró en el programa de la Agencia europea para la selección de cosmonautas, para probarse más allá de la redonda tierra, entre el frío exoplanetario y la ausencia de gravedad. Hombre sustancialmente humilde y veraz, a despecho de sus muchas prendas, decidió un buen día volver para beneficio de sus semejantes. Estableció oportuna cátedra en el sur, difundiendo entre quien le quisiera escuchar las verdades del oriente que por aquí desconocíamos, acerca de la amistad y la compasión, principios los cuales deben reinar entre los seres, y que él practicaba sin descanso. Era de ver además, el contento de sus discípulos por la justicia que mostraba el maestro al evaluar sus progresos en el camino de la Vera Doctrina.

 Madame Bovary es un Don Quijote con faldas y un mínimo de tragedia sobre el alma, como dice Ortega. (En la introd. de la ed. de Cátedra.)

 Nota bene: el maestro era un psicópata de libro.

22 de mayo de 2021

 Flaubert, Vargas Llosa. Poco más, salvo este temor ciego, de hombres derrotados. Hacía calor este mediodía en la ciudad soñada.

21 de mayo de 2021

 El ánimo es una ola.

20 de mayo de 2021

 La diferencia entre interior y exterior ahorra la mitad de la distancia.

19 de mayo de 2021

 Esta parece ser la gradación del espíritu, es un decir, del filisteo Homais, su particular línea ontoepistemológica: periodismo, estadística, filosofía, arte. 

 Madame Bovary. Obra excelsa. Sin más. 

 Cristiano Ronaldo se compra el coche más bonito del mundo (Abc) 

18 de mayo de 2021

 El día que nos dejó Battiato.

 Es la cortina de encaje detrás del telón de acero. (Nabokov, sobre la cultura soviética, finales de los 50?)

17 de mayo de 2021

 Flaubert puede escribir esto:

...la palabra humana es como una especie de caldero roto con el que tocamos una música para hacer bailar a los osos, cuando lo que nos gustaría es conmover a las estrellas con su son. (Madame Bovary) 

16 de mayo de 2021

 Ich bin der Kampf, dejó escrito GWFH. 

Del Bosque Aragonés

 A Claire Dubois, pretendiente a figura epigonal del maestro de maestros, se le cayeron abajo (colapsaron según el horresco referens) todas las quintas del ser, y se le desolaron los claros del bosque (como envueltos en una cúpula de humo grisáceo), en cuanto visualizó, clara y distinta, la imagen del princeps philosophorum siguiendo por la TV y con supremo interés, mucho más que óntico, los lances de un Stuttgart- Colonia de la Bundesliga allá por aquellos sesenta que preludiaban primaveras contraculturales.

Memorial del fútbol

 No termino de comprender por qué pensaba que oriundo es una palabra de origen guaraní.

15 de mayo de 2021

 No se soportan esas imágenes del horror. Un meteorito haría su labor con esta podrida raza de los hombres. 

14 de mayo de 2021

 Suena la música en el tocadiscos, a salvo de quiméricas pantallas, en esta tarde de ceniza y neones cercanos. Eres libre de asomarte a las ventanas, de anotar los vaivenes de la luz o esos pasos lentos de los transeúntes. Aunque toda la verdad del presente se concentra en el niño que pide más plátano sin saber de las horas pasadas y los recuerdos que pesan.

 La imagen inmortal cruza los instantes y en la encrucijada estarás tú para notarlo.

 Quien apura su vino en silencio, intuye las decepciones, lo menesterosas que están de ser calibradas en palabras, con objeto de ganar precisión en el asunto, cuando aquello del óbolo o la puerta. Da igual cielo o agua a la hora de tratar con el contable. Desde hace milenios, griego o judío, el registro aguarda en la conciencia. De dolores pasados no hablamos, guardamos nuestra piedad para tiempos venideros, nosotros, los que cabalgamos dos siglos y tenemos miedo del presente. Eso que confundimos con el frío, o son los efluvios del vino barato, cuando apenas tenemos fuerza para acodarnos en los balcones y mirar las máscaras que pasan.

 Hace falta un largo aliento para recrear el mundo, con el que se está desajustado, en su espejo de ficción. La mayoría guarda silencio o imagina notas al pie.

 El Organon (capitalista) crea la necesidad (su plural y progresivo sistema).

 Verdades vitales: culpables de que lleguen los franceses, de que los ingleses no lleguen.

13 de mayo de 2021

 Todavía daremos por progresista la implementación chilena (años 70) de la doctrina de Chicago.

12 de mayo de 2021

 Yo pensé, luego yo fui (o seré).

 Se dice /de Kafka/ que es el apóstol de una metafísica perniciosa.  Es posible sin embargo que hubiera sido el mejor biógrafo de Stalin. (G. G. M.)

11 de mayo de 2021

 Los libros son muchos, los relojes van rápido. En ese desajuste hasta la voluntad más recia se desanuda. Qué diré de una como la mía!

10 de mayo de 2021

 Pues no, por mucho que se empecine este chulo de la jungla, no me va a convencer de la unidad de logos y ser en esa lengua y no en otra. Valiente pavada. 

- ...

- En internet está todo.

- In God we trust.

9 de mayo de 2021

 L. Goytisolo, Naturaleza de la novela..

Predicados

 Comprensión

  Propiedad

   Encuentro 

    Destino

     Libertad

      Futuro

No hay circunstancia salvable y salvadora si no es, también y como cuestión previa, circunstancia salvada. Ese yo no tan abstracto que forma parte de la ecuación debe restar, es decir, permanecer: no en un empíreo cogitar, sino como yo pensado, receptáculo de las Ideas y las ideas, la cultura y la tradición. 

Eburneitas

 D. Quijote atisba al gigante en el molino. Montaigne hace del monstruo su habitáculo. 

G. Fl.


 

8 de mayo de 2021

Anticipaciones

 ...pero tú has guardado hasta ahora el vino mejor.

7 de mayo de 2021

 Viernes, vagos proyectos.

6 de mayo de 2021

Extraterrestrial

 El ombligo nos distancia del ángel. 

5 de mayo de 2021

 Siendo la alegría efecto de un bien, la alegría es un bien. En efecto, bien es aquello que perfecciona, y la alegría perfecciona.

 Flaubert.

4 de mayo de 2021

 Si tan fácil es saltar cuánticamente de lo médico a lo legal, ahí estará tendida la invisible cuerda foucaultiana: sa-voir, pou-voir.

 De la bendita inocencia: que los médicos dispusieran de un aparato que observara las intenciones.

3 de mayo de 2021

 V. Ll. Malestar. 

2 de mayo de 2021

Lo que resta tras la nieve

 Desconocemos qué será de los árboles sin hojas, de los libros que no se multiplican y las herencias perdidas, entre un sol que seguirá igual, alumbrando campos y caminos que discurren a la vera de ríos que son como relojes de nadie.

Así también los viejos troncos que caen en un bosque donde nadie los escucha, donde no hay nadie fuera de él para sospechar sendas y sombras y claros. 

 V. Ll., on Flaubert..

1 de mayo de 2021

 De las sofotiranías, escasas conoceremos más ominosas que estas de ahora, tecnolátricamente fundadas, odiosamente untuosas en su glacial pulcritud. 

G. D.

 El intelectual, con largas uñas enrolladas, da la figura perfecta de psicosátrapa.

30 de abril de 2021

 Está ahí, siempreterno. Pasado, distinto cada vez como efecto de la mirada que lo cambia de lugar, que lo indetermina. A la vez alegría de lo disponible e irreparable pérdida, aquello que fue.

 Los periódicos, por repetir la famosa frase de Hegel, son la oración matinal del hombre moderno. Una oración un tanto dudosa, porque de esa oración, de pasar las páginas, se quedan los dedos manchados de tinta.(Eduardo Lourenço)

¿Eran?

29 de abril de 2021

Destemplado: el clima y el cuerpo. Busco un libro en la Metrópolis de J., que se acaba de reeditar, cosa que yo ignoraba. Me inquietan un poco estas coincidencias.

28 de abril de 2021

 V. Ll. on Flaubert. Literatura crítica feliz. F. Ayala, Introd. a las cc. ss.

27 de abril de 2021

 Hace con quince años escribí esto (a lo cual querría darle algún objeto);

No me he podido deshacer de un prejuicio, sin embargo, que es la idea -recibida- de que la comprensión se realiza en tres círculos (aunque luego se vuelve a empezar, siempre se vuelve a empezar). En primer lugar, la experiencia que me alcanza en tanto ser humano; en segundo, la ficción de esa experiencia, vuelta posible por la imaginación de los escritores; en tercer lugar, el momento crítico que traza las mediaciones, la gramática de los discursos, los resabios de la finitud incontable que tiene como frontera la piedad, y que se agota. De vueltas del análisis siempre se tropieza uno con una memoria cansada o gastada, haciendo un giro más sabia la experiencia de partida: doliente y esperanzada, libre.

 Llueve sobre esta urbe clavada en un monte.

26 de abril de 2021

 Deconstrucción: imposible giro del martillo sobre sí mismo para destrozarse. (Como esas manos de Escher, significantes y significadas.)

25 de abril de 2021

Aguardiente

 Dado que el espíritu sopla donde quiere, es posible que un pequeño hombre pase a la historia escribiendo aquello que cualquiera podría pensar que debería haber escrito él. 

 –Pero al hablar de jazz y poesía es imposible no acordarse de Lorca.

–Es el gran autor español que conoció al jazz en sus fuentes neoyorquinas. Lorca tuvo el mérito de estar nueve meses en Nueva York y no aprender ni una palabra de inglés. Aun así trabó amistad con muchos autores negros que pertenecían al movimiento Renacimiento de Harlem, en especial la novelista Nella Larsen, que lo lleva a los clubs y fiestas privadas de jazz. Lorca quedó fascinado. (En Diario de Sevilla) 


Schumpeter, HAE. 
 

 En los ámbitos de la ultimidad moral se sigue siendo católico: -Dios dirá. Por aquello de no querer principiar con los proyectiles lapidarios.

Desvelares

 Días de lluvia, de gotas que caen como lágrimas en un abril que se cierra, mientras los niños, eternos, ríen, consagrados a sus juegos en las perennes playas de Heráclito.

24 de abril de 2021

 Schumpeter, HAE. Tomo notas. 

23 de abril de 2021

 Viernes. El ocasionalismo es la religión de la era de la técnica.

22 de abril de 2021

Cuerpos, textos

 Tienes una casa destartalada, a medio acabar, con habitaciones llenas de escombro, un lugar inhabitable. ¿Tiene solución?

21 de abril de 2021

 A rastrear en O. P.: presencia del existencialismo. Así, en general. Heidegger, v. gr. Por ejemplo, en el libro sobre L. - S. Interesante el paralelismo entre Kant y L.-S., a juicio de Ricoeur, p. 117.

20 de abril de 2021

 Quien tiene la obligación de mentir podrá emboscar una verdad, esa esperanza tenemos. De quien está forzado, por oficio, a decir la verdad sólo podemos temer engaños.

19 de abril de 2021

 Hombre, ser expuesto, animal melancólico.

En torpes páginas abriga un calor que no dura. Torpes porque se van, de un día para otro y sin avisar.

18 de abril de 2021

 Se le ocurre tema para una interesante pequeña investigacion: La narrativa de Octavio Paz (una presencia ausente, y vuelta atrás). 

 Los Estados son lo que aprenden: casi un siglo antes de la atribución del atraso de la carrera espacial de EE UU, con relación a la URSS, a los déficits de la enseñanza, los franceses atribuyeron la derrota en la guerra franco-prusiana a los maestros de escuela alemanes. Informa A. P., La sociedad de la confianza.

***



 Pero si Max Weber fuera un émulo de Gobineau...

 Por parte de uno nada hay que transgredir. Se respeta la autoridad. Se lee al transgresor lo mismo que el fracasado aviva sus olvidos en vino barato. 

 La stultifera navis, mentira fundacional de la deconstrucción. 

17 de abril de 2021

 Talens, on Beckett. Me pierdo en la diferencia entre mutismo y silencio. Deberé imaginar un silencio que nace de las palabras, o que convive con ellas. O que hay una diferencia entre Palabra y palabra, que es causa del desastre. 

Hay algo imperdonablemente morboso en otear los stocks librescos ajenos. Es como querer pisar la sombra de otro o algo así.

 Aprendo que el espíritu es mediador como la zarigüeya, pero esta es lasciva y apestosa. O. P. 

16 de abril de 2021

 G. A. El humor toma la figura de la abyección. Lo que vale para B., lo mismo para A., dos décadas antes.

15 de abril de 2021

 Leo el prólogo de V. Ll. sobre B. Creo que el mérito del crítico es tejer otro libro que el que yo he leído. Eppur... 

 Es un poco ridículo que Francia haga su política con el horizonte de 1930.

 El mundo es suyo, y será un mundo oscuro. (O no será.)

14 de abril de 2021

 El humor salvará a la literatura sórdida. Así se legitiman los temperamentos pacatos.

 Aquello. 90 años.

13 de abril de 2021

 Malthus reloaded: los empleos digitales crecen en proporción aritmética; el desempleo en los oficios tradicionales, en proporción geométrica. Cuestión de recursos.

 La sexta clase, la de los políticos divididos entre centrales y taifales, contribuye no poco a salvaguardar las libertades, una vez desprestigiados sine die los cinco poderes de rigor.

12 de abril de 2021

 Pondera Augusto César Guerra la conveniencia de recopilar los testimonios de damnificados en el conato y desarrollo comprensivo de las obras del conocido antropólogo Claude Lévi-Strauss. Debería principiar esa necesaria analecta con lo que dice su casi homónimo, en ciertos sentidos, Octavio Paz en la obra que le dedica al sabio francés autor de Tristes trópicos.

 La varía humanidad en dos partes o facciones se divide: la de los que andando piensan (Rousseau) y la de los que han menester sentarse (Flaubert). Informa NRR. Uno, en su torpísimo desempeño, es más bien de la primera secta, quizás porque así estoy menos conmigo mismo.

Dfs.

 El hombre, ser de fruslerías. O, de la frivolidad ínsita en el ADN.

 Humor negro: razón de asertividad. Después de la burla empequeñecedora debe volver la luz. Hasta la siguiente ocasión.

11 de abril de 2021

 Cree que casi todo está ya dicho por Heraclito. En los fragmentos. Que la obra entera sólo habría hecho oscurecer las ratios seminales de la omnímoda verdad. (¿En qué lugar de su obra trata tangencialmente Foucault este asunto?) 

Intransitividades, intrascendencias


N. Ramiro Rico, El animal ladino. 

Poner en valor

 Un estudio dirigido por Paolo Luzzatto-Fegiz, ingeniero mecánico de la Universidad de California en Santa Bárbara (UCSB), vuelve a poner en valor el beneficio que puede llegar a tener la luz solar para inactivar al coronavirus. (El País)

10 de abril de 2021

Logorreas

 No es mi propósito averiguar aquí las posibles razones de este brote de distinguida y secular glosolalia. Las modas, de la ropa o de las actitudes intelectuales, son notoriamente difíciles de explicar, y aunque ésta muestra obvios vestigios de una combinación de influencias del pensamiento alemán (en particular de la retórica filosófica de Nietzsche), de las doctrinas poéticas de Mallarmé, del culto del surrealismo a lo ilógico y de la promoción freudiana del inconsciente, no estoy seguro de cómo estos varios elementos, u otras contribuciones a la causa, se unieron para crear tendencia. (Weightman, on Foucault, 1989)

 Para el sujeto los hechos son contingentes; sus relaciones, necesarias. Así, no importará tanto la realidad de los móviles o la investigación de sus trayectorias, cuanto las estructuras inmateriales encarnadas. Para el Sujeto, lo Mismo.

9 de abril de 2021

8 de abril de 2021

Elizondo, Farabeuf. La tortura como límite de lo literario. Derivaciones de Bataille.

7 de abril de 2021

 Trabajo, astenia, desorden lector.

6 de abril de 2021

 Manolo Canto reseña las dos cosas que, conforme pasa el tiempo y profundiza, más le admiran: la ley moral sobre él y el cielo estrellado en el interior de su corazón. Lo dice en su opúsculo Práctica de la razón crítica.

5 de abril de 2021

 Deseos de la vida nueva: que siempre haya un dios para los inconscientes.

 Más vale casa sin porche que porsche sin casa.

4 de abril de 2021


Imágenes reencontradas. ¿2009?

 Se recobra la identidad a través del mal. El sujeto vuelve tras la destrucción de todos sus predicados.

 Habermas, on Foucault. 

3 de abril de 2021

Filosofía del lenguaje

 Quien señala con el dedo, es señalado. (Por eso nadie estaba a salvo del líder, el daddy de este mundo.)

En asuntos políticos es la lógica informal la que gobierna el régimen del logos. Con política no se quiere nombrar la policía, sino lo que hay antes.

Si las reglas existieran sin necesidad de intérpretes, ¿cómo es que hay reglas si los intérpretes son múltiples?

 Espesor. Viene del cuerpo la lentitud del alma. 

2 de abril de 2021

 Le explico a un alumno melenudo, que se escandaliza por una frase atea que figura en el libro, que debe distinguir entre la palabra y la cosa. Que incluso existe la palabra ignorante, como bien recordamos de Guillermo de Compieux o Compiegne y su célebre  prueba ontológica. En un instante se produce un revuelo en el aula de la Escuela: los sacerdotes están llegando y un grupo de alumnos vestidos de monaguillo, pero de negro rigoroso, se ponen de pie y en fila delante del encerado. Por alguna razón yo estoy en la cama, en pijama y me levanto también, por respeto, aunque tengo mucho sueño. Salgo a la calle, bajo un trecho y me lavo la cara en un reguero de agua que sale de una pared al lado de la parada del autobús, junto al semáforo.  La acera está muy alta respecto al nivel del asfalto y me cuesta subir de nuevo. No hay mucho tráfico, solo una furgoneta autocaravanada a mi lado, que obstaculiza mis intentos de subir a la acera y ponerme a salvo. Al final lo consigo, sentándome y sirviéndome de los brazos, que me duelen. Aunque me he ensuciado las manos.

 Una peculiar tortura: intentar recordar la pesadilla del instante decisivo.

1 de abril de 2021

 Bataille, La parte maldita. Una traducción horrible.

Del origen común de la metafísica

 Las palabras arraigan en los sueños y por eso olvidamos el ser, perdiendo el logos propio al despertar.

31 de marzo de 2021

 Analogías de situación: Síndrome de sociodeficiencia adquirida, ASDS.

(Entonces, como ahora, damos como mal menor, o como bien posible, la seguridad en las relaciones. Tras la sorpresa y la incredulidad, la aceptación forzada.

Todo esto a propósito de algo leído en relación con un libro de S. S.

El caso es que se ha dado un giro más al tornillo, o es otro tornillo. Quizás otra clase de tour: pasando de la disergia de mente y cuerpo, que atañe al individuo, al conflicto entre cuerpo y sociedad, donde lo que se ventila es la desaparición del alma.)

30 de marzo de 2021

 Se fía la identidad a la memoria casi imposible de los objetos perdidos, porque eso es como recuperar los escenarios (espacios de sucesos), ganar el tiempo. Y aunque la tarde sea un poco brumosa, este sol de finales de marzo da para que en un paseo se quiera la ilusión de una permanencia. La ilusión.

 ¿Donde habré metido ese libro infame, el cual me recordaron el otro día, el cual me libró del género, puesto que eso es empezar ya por la cima, o por la sima?

-...

-A ese me refiero.

 El Ayuntamiento presentó una serie de actos alternativos en apoyo a los sectores más afectados por la suspensión de la semana festiva. Desde el Consistorio se hizo un llamamiento para que los sevillanos respaldaran a sectores como de la moda flamenca: "quiero animar de forma insistente a que todas las sevillanas estos días de Feria salgan a la calle vestidas de flamenca, aunque sea para tomar un café o una cerveza, y los señores ataviados como solemos hacerlo en Sevilla para ir a la Feria: de corto y con un sombrero de ala ancha". (Diario de Sevilla) 

29 de marzo de 2021

 Sostiene Alois Witt que no es sólo que sea indecible el isomorfismo figural entre proposición y hecho, sino que la misma mención conjunta de "palabra" y "cosa" en una expresión ya es, per se, materia perseguidísima. A lo más que Alois debería atreverse, en coherencia doctrinaria, es a proferir un Hum! asertivo, o un Mmm! hesitante, troglodítico en tout cas, en toda ocasión  que el mundo demanda articulación vocal que no admite moratoria.

 Distinguiendo palabras no terminamos de distinguir las cosas. (Aplíquese el cuento a lo mismo y ya la tenemos liada.)

 Ese absurdo muro puesto para adornar la rotonda, en la carretera que une A. con A., yo creo que puede ser una buena figura de las decisiones que debemos de tomar en un estado de cosas marcado por el microcontrol total y la histeria tecnoinquisitorial. 


 M. Leiris, Huellas. 

28 de marzo de 2021

 Literatura secundaria: lo que escriben M. Leiris, S. Sontag y O. Paz sobre Lévi-Strauss...

Kantismos

 

M. Leiris, Huellas.

 Anclados en lo meramente productivo/reproductivo (con la venia), en un estado de excepción que rebasa las condiciones concretas de un espacio para adueñarse del tiempo, alienados  de nuestras potencialidades más humanas en la amistad y en la familia, nos cuestionamos por el significado de estas normas agraviantes y odiosas, siempre en bien de. ¿De?

27 de marzo de 2021

 Alguien, con el título de La muta de Internet, debería atreverse a escribir un póstlogo a MyP de Canetti, en tanto verdadera Main Street moral que sale de esa plaza. 

26 de marzo de 2021

Del paisaje almeriense

 A cualquiera le es dado conocer el vacío en la tienda de las emociones, y fijar la memoria un momento, allí donde la carretera acaba en una placeta de casas en sombra donde se escuchan las risas de los niños. Yo estuve ahí, hace muchos años. No es difícil recuperar sensaciones una tarde de domingo o al filo de la medianoche, después de ver un partido de rugby. Estamos hechos de palabras y de sus raros enlaces con un interior que hemos ido fabricando donde nada había. Sin embargo, se necesita mucho dolor para  amar la dura belleza del desierto, estar a solas y dejar en suspenso la corriente de la angustia, acogiendo nada más que la emoción pura de ser en este instante y por siempre. Habitar, haber sido, habernos encontrado.

 El mundo cuando empieza o cuando acaba: eso -un pensamiento al azar, que aparece entre un bosque ralo de palabras- ocurre al entrar en el edificio, no sé si este o el otro, y acogerte al lenguaje del espejo y la piedra ornamental: -Tantos se han ido conforme contabas tus pasos. 

No eres tú quien lo sabe ni el encargado de decirlo, es la turbia verdad que todos reconocen y se confiesan a ratos, en el vino de las vicarías o delante del cuaderno de las horas.

 Por mor de una lectura apresurada de Canetti, cree que la humanidad es una sucesión de gente produciendo gente, alguna más malintencionada que otra.

 Buscando un lugar en la ciudad, una calle que recuerdo como entre brumas, salgo de los límites. Entiendo que decisiones así perjudican mi salud y mi dinero, aparte de que para volver debo escalar hasta un barrio peligroso y cruzarlo rápido.

25 de marzo de 2021

 Trabajo. Empiezo a leer MyP desde el principio.

24 de marzo de 2021

 Con la historia del presidente Schreber, Canettti consigue condensar en las casi setecientas páginas de Masa y poder lo que quizás Cioran consiga explayar en un aforismo: la radical maldad del ser humano so la máscara del poder.

 En la biblioteca particular, una segunda planta con suelo de cemento y luz de origen desconocido, los enemigos ocupan un lugar destacado y silencioso... A mi amigo y antiguo jefe le prestó tres libros. De dos de ellos no me acuerdo, el tercero es una historia de la biología, o del evolucionismo, de M. R. Desconocía esos intereses suyos. En una escena diferente, ni se si posterior, estoy de picnic en una pequeña meseta. En una de las vertientes un colega, desde un coche, hace un comentario malicioso, precisamente el. Al otro lado, los presentes mordisquean ciruelas silvestres, que a mí no me dan ninguna confianza.

23 de marzo de 2021

 Una cadena de razones conduce indefectiblemente al responsable de un pequeño error administrativo, imputable a una disposición confiada hacia sus congéneres, a poner su cabeza en la guillotina. El poder es el mal.

Egotismo platonizante

 Al mirarse en el espejo comprende que su alma ha debido de caer desde otra parte.

22 de marzo de 2021

Se le ocurre un título genial para la obra ajena. Cartografías del silencio: la insignificación del lenguaje en Beckett, T. S. Eliot, Hofmannsthal y él. El cual puede contribuir con un sesudo póstlogo de diez líneas titulado:

Déjame esa escalera que tienes ahí al lado, Luis, sí, esa, que verás que voy a hacer un apaño en la fachada (apofansis) del edificio que hasta un premio nos van a dar en la Diputación o por lo menos en el ayuntamiento de lo lustrosa que va a quedar con sus ventanas verdaderas y sus ventanas prohibidas.

El texto debe contener:

-Toma.

La palabra despintada en el apocalipsis que vislumbra un sujeto alienado

 El pintor que solamente ve cenizas tras el trigal o el mar es el mismo pensador al que se le han agostado los significados y debe callar. 

Referencias perdidas

 Empleo las palabras que me has enseñado. Si ya no significan nada, enséñame otras. O deja que me calle. (Clov, en FdP) 

21 de marzo de 2021

 Al cabo de una cantidad de tiempo olvidada, en la cueva no quedan más que él y el que conducía a la salida a los afortunados. Comprende que la verdad sólo a él le estaba reservada.

En el día de la poesía

 La infinitud del vacío te rodeará, los muertos de todos los tiempos, resucitados, no lo llenarán, y serán como una piedrecita en medio de la estepa. (Beckett, FdP)

20 de marzo de 2021

 Exámenes. Frío. Beckett, Fin de partida.

19 de marzo de 2021

Protocolos de lectura

 No pueden moverse, están ligados a un espacio que no les pertenece, sino que pertenecen a él. Miran por la ventana... Aunque realmente solo puede mirar el sirviente, el enviado, con dificultades y sirviéndose de una escalera. No puede deshacerse de  la escalera, porque no puede ir a ningún sitio. El espacio es una prisión, la ventana una esperanza. No hay mundo exterior, y por tanto tampoco interior, porque no hay futuro, sino solo un presente odioso que es repetición de un pasado congelado. En esta cárcel el lenguaje es imposible o insignificante. Un juego o un rosario de ruidos que no hilvana ninguna identidad, ningún reconocimiento. 

18 de marzo de 2021

 O es Cero o es Uno. El hacedor no juega a los tibios medios en su gestión de las contingencias. Las lucubraciones de los que caen en el interior de esa clase, y debido únicamente a su artística conciencia, vanos empeños son de corregir el orden verdadero y justo.

 La Celestina fue obra escrita a instancias de la preceptiva contenida en la Comedia de Aristóteles.

17 de marzo de 2021

 On F. and B., FdP: Un cubo de 3 x 3 x 3 es insaturable por otros dos cubos enteros. Siempre queda un vacío. Siempre falla la relación.

16 de marzo de 2021

 El tiempo (clima) ya es otro, aunque lo real persista. Me enredo en una parábola de K. No consigo recordar qué autores quiero buscar en la librería de viejo. Exámenes. Una preocupación. El clima familiar es el carácter, o por lo menos su raíz permanente.

15 de marzo de 2021

 El poder sigue siendo para mí el mal absoluto...  (E. Canetti, Hampstead)

Voluntad de poder, voluntad de mal. El bien, para los humillados. 

Sol.:

 Únicamente al sueño de un cínico pertenece la idea del comercio carnal como principal sector productivo de la región. 

 ¿Por qué esa hybris del acontecimiento, de torrentes desatados? En un lago, en la permanencia del agua, se halla más verdad. 

 Elías Canetti, Londres bajo las bombas. La malicia por escrito.

14 de marzo de 2021

Charada politizante

 Cuando el fundador de Ajoblanco calificó al régimen democrático de franquismo de partidos, creo que el acento del sintagma lo puso en lo primero, como licencia otorgada para que hubieran más que churras en el redil. No sé quién puede atreverse a pensar que el núcleo es lo segundo, el aparente complemento, en donde se queda enquistado -y más, hacia peor- la forma a priori heredada de lo primero. La cosa magna, cosa de atar bien. 

Charada nocturna, algo impía

 Conviene seguir los consejos que dio Marcial hace dos milenios y poner guardianes en la Puerta del Ensanche, a fin de proteger la principal fuente de riqueza de Europa, evitando así la aparición de hipócritas repúblicas de la virtud. (Se reproduce, en lo posible, el contenido del poema, no sus palabras literales ni el ritmo, que dedica el escritor inglés al moralista Marcial. En el libro aparece una sección con traducciones de poemas del poeta español, antes de los propios. El libro es bastante grueso.)

13 de marzo de 2021

M & K

 Quien quiere el fin, quiere los miedos.

Surge el pensamiento de una manía obsesiva, de un trastorno del intelecto.

12 de marzo de 2021

 Comentarios. El oficio del que hace circular el lenguaje a ver si la siembra fructifica. 

11 de marzo de 2021

 Las máquinas nos han hecho temer a la mentira, pero se está viendo que este es el único aval de la privacidad.

En un sentido daimónico, entre griego y hebreo, hay que revelarse rebelándose.

 Aniversarios de infamias.

10 de marzo de 2021

 Guillermo Jaime se asentó en la ciudad levítica y esplendente el mismo año de la riada que arrambló con el puente nuevo y la escuela que había justo en la ribera. Puso plaza de escribiente en la calle Culebras, al lado de la panadería de la Encarna. En ese mismo sitio ocupó sus horas de mortífero tedio en planear y componer su gran obra acerca de la creencia en los espíritus intermedios.

9 de marzo de 2021

 Trabajo. Un libro de E. Canetti, Hamsptead. I. Murdoch on Eliot. La edad no perdona. Soy un pésimo conductor, con exceso de prudencia. Apel es más relevante filosóficamente que Habermas, puesto que considera el valor de la obra de Heidegger y Wittgenstein para su proyecto, neomoderno y neoilustrado de fundamentación filosófica fuerte. Esto no significa nada. 

8 de marzo de 2021

 En una anotación casi incidental soltó los perros el Pseudo-Platino contra toda tentación de misticismo en los razonamientos. Se prohibía así a sí mismo la ebriedad lógica que quiere saltar de las paredes de las cuevas al soberbio arrebato de los museos, que es como si dijéramos arrear con los humildes fetiches hasta las Facultades de Teología.

 Zenón Vitt confronta dos espejos, uno de este mundo y otro del mundo de arriba, y fabrica un infinito, un impensable, para entretenimiento y confusión de las generaciones que se arrojan como una araña al abismo de sus textos. La flecha de la conciencia no da en la Idea, obligada a la interposición de mundos a lo largo del tránsito. Es notorio, empero, que esto sólo existe en la mente, que arquero y diana pertenecen a un sueño, a la herencia de un lenguaje fetichizado, como parece que dejó inscrito el quinto evangelista. 

 Adv. Witt: la forma compartida de la proposición y el hecho -la figura- es un avatar del tercer hombre. Pero eso -la forma- es algo que justamente se puede decir, pero no mostrar. Lo místico es esa mediación, no el lenguaje que la anota.

7 de marzo de 2021

 Apel, on W. & H. El encargo, de Dürrenmatt. Exámenes ("el nivel cada vez es peor"). La vida (lo mismo).

 Ponderando los asientos del azar en la conciencia, en el rígido libro de los deberes y las ganancias, me adhiero a la secta de los que piensan que solamente un vesubio salva a los grafiteros. 

6 de marzo de 2021

 Alguien, B., escribe que está orgulloso de los libros que ha leído. Lo escribe.

Ramón y Cajal habla de quien recoge y no siembra. De la estéril y callada propiedad del único, que no deja herencia.

 Dürrenmatt, Griego busca griega. Un divertimento, o bien no tanto. 

Apel, on Wittgenstein & Heidegger. 

 Redimen el amor o el olvido, y los dos consisten en lo mismo. 

5 de marzo de 2021

 Trabajo y cansancio. O sea, trabajo. Dürrenmatt, Griego busca griega. Conato de empezar a releer Fin de partida, de Beckett. Hablo de res philosophicae y no me creo nada de lo que digo, o en el fondo todo ese asunto me resulta indiferente.

4 de marzo de 2021

 Trabajo e impresiones de ideas. Libros por leer, exámenes por corregir. Temores difusos con objetos muy concretos. La edad. 

3 de marzo de 2021

Silencio, mundo

 ¿Hay alguien hablando? ¿Hay alguien?

¿Hay alguien escuchando? ¿Hay alguien? 

 Aserjones, mozo teutónico, es un epígono de epígonos de epígonos. Quiérese decir con este sintagma pleno de recursividades que su obra es una nota al pie de una nota al pie puesta a un texto no demasiado original. Es así como los herederos dilapidan la herencia en plúmbeos comentarios, para contento monetario de los abogados.

2 de marzo de 2021

 M. Frisch & U. Johnson, S. Ramón y Cajal, F. Dürrenmatt. Desorden antipoético, id est, quebrantamiento de los ritos, excentramiento, diletantismo (im)puro. 

 Cánovas señala, además, como factor de la debilidad nacional el provincialismo o regionalismo, y podríamos añadir el caciquismo, reliquia feudal tan funesta como la miseria económica. Esta falta de solidaridad social, notada también por Hume y otros historiadores modernos (kabilismo, del insigne Unamuno), quebrantó la unidad y energía del Poder central, obligado a respetar los fueros y franquicias de las regiones más ricas y pobladas y a gravar casi exclusivamente con levas y exacciones a las esquilmadas Castillas, Extremadura y Andalucía. (Ramón y Cajal, Reglas...)

1 de marzo de 2021

 Eleganza: Paolo Conte, Ornella Vanoni...

 La línea lleva del bibliófilo al diletante. La única salida es el centón de citas. O el párrafo y la nota breve al pie. La constancia como tal es materia ignota.

 Asesta D. Santiago unas páginas terribles sobre el matrimonio de los sabios que serían sin duda pábulo de las neohogueras de hogaño. 

28 de febrero de 2021

 Retomo las Reglas y consejos... de D. Santiago Ramón y Cajal.  Original de 1898. Un lujo. O sea, un clásico. Un festín de la lengua al que siempre convidan los sabios.

 Los hombres celebran los nombres. Así se pierden. 

27 de febrero de 2021

 Ciudad irreal,

bajo la neblina sepia del alba invernal,

una multitud fluía en el Puente de Londres; tantos,
nunca hubiera dicho que la muerte hubiera deshecho a tantos.
Exhalaban suspiros, cortos y espaciados,
y cada hombre fijaba los ojos ante los pies.
Fluían cuesta arriba y bajaban luego por King William Street
hasta donde Saint Mary Woolnoth daba las horas
con un sonido muerto en el repique final de las nueve.
Ahí vi a uno que conocía y le paré gritando: «¡Stetson!
¡Eh, estábamos juntos en los barcos de Mylae!
Aquel cadáver que plantaste el año pasado en tu jardín,
¿ha empezado a brotar? ¿Florecerá este año?
¿O la repentina helada le ha malogrado el lecho?
¡Ah, mantén alejado al Perro, que es amigo del hombre,
o lo desenterrará de nuevo con las pezuñas!
¡Tú, hypocrite lecteur, mon semblable, mon frère!» (T. S. Eliot, La tierra baldía)

 Si el ser es la cosa en sí, su fenómeno es la enumeración.

26 de febrero de 2021

Apelio Cosmopolitano es un cínico del que se dice que pergeñó una obra acerca de las trampas del lenguaje. Se le reputaba sofista, aunque en verdad era enemigo de ellos. No se conocen bien las fechas de su vida, porque solo tenemos referencias indirectas. El caso es que probó, o eso dan a entender los escasos fragmentos, que es en el lenguaje y no en los pensamientos donde se encuentran la verdaderas raíces de la prima philosophia. De todas maneras, estima que cualquier cosa que escriban los seres humanos es una raya en el agua, confrontados con el abismo atroz. El título que nos queda del libro de Apelio es De ente et niente o Del vacío y la nada: Las categorías de la antiplenitud. En cuanto al libro en sí parece que fue inmediatamente dado al fuego, porque se sostenía que, desde Sócrates, no había existido personaje que desanimara de tal modo a los jóvenes, al señalarles la total indiferencia y nulidad de los objetos más venerables de la filosofia. En cuanto a los temas, cree Apelio que se dividen en dos fundamentalmente: las oscuras sublimidades teutónicas, deudoras de una mala digestión y la escasa luz solar, y las superfluidades gálicas, que no merecen más que desprecio y burla.

 Valerie Eliot confirmó que el primer poema de TSE fue compuesto en 1897, cuatro versitos sobre la tristeza de volver al colegio cada lunes. (En una reseña crítica, Cuadernos del sur, de la versión española de la poesía completa de Eliot, ed. Visor)

25 de febrero de 2021

 El periódico trae imágenes de pura maldad que no merecen el perdón del dios ni de los hombres. Desasogantes, capaces de hundir cuerpo y alma. Las manos de la madre y el niño al borde del abismo, el verdadero y el único. Yo no sabría perdonar, después -a pesar- de tantos años de cristianismo. Perdonar me parece un escándalo en ciertos casos. Aunque escasas, hay más de una imagen que condensa el mal puro. Abominamos de lo tibio, queda bien decirlo... Pero más ominoso es este crimen, extremo, con cuyos autores no queremos habitar la misma tierra. Ya lo Dijo: más les valdría no haber nacido, y arrancarse los ojos, a quien les afrenta.

 Más allá de la moda, reivindica a Unamuno como figura a estudiar "a todas horas". También a Clara Campoamor y a Chaves Nogales: "Sus libros tendrían que ser obligatorios y a cualquier edad". (El modisto Caprile, en El Mundo)

No son malos los testigos del cainismo patrio.

24 de febrero de 2021

 Hay un tiempo para la frivolidad y otro para las materias severas, y en mi alma cohabitan.

 Ovejas al vacunadero, con la esperanza de no sentirme Miss Montana.

23 de febrero de 2021

 El 40 aniversario de Aquello, Ahora.

22 de febrero de 2021

 Días grises como estas absurdas cortinas que guardan de la luz que no hay.

21 de febrero de 2021

 Al final lo que da consistencia a las biografías parece que lo define más o menos la segunda de las provisionales cartesianas.

20 de febrero de 2021

 ¿Qué significa ese sinsentido de que el tiempo pasa? Esa percepción del desajuste entre tempo de la vivencia y golpes del reloj, ¿qué quiere significar? La meditación, en la que nada pasa, funde las horas.

 J. Siles on Eliot.

Verdad lógica, sentencia universal

 O se está con T. S. Eliot o no se está.

19 de febrero de 2021

 Si el mito de la ilustración fuera la ilustración de un mito, el paso del mito al logos sería una vuelta del mito al mito y una línea recta sería lo mismo que un circulo.

 Pensamiento mágico-científico de siempre: la solución del problema es el problema solucionado.

18 de febrero de 2021

 La Palabra del Padre, el silencio de los padres, nos contamos estas verdades incómodas y a contracorriente. Un mundo se quiebra de repente y no hay redes en las que caer. Sucede en las novelas, pero porque sucede en nuestras existencias y luego pasa a las conversaciones. Es una brecha de luz en el desconocimiento. Yo no sé decir bien esta verdad que intuyo de una cuerda tendida hacia el tiempo que se corta y nos obliga a nosotros, a ellos, a seguir. Pero quien lanza su cuerda, esa es su condena de amor, ya sabe que es un futuro pasado y debe registrarlo delante de notario. Ha comprendido un destino que no empezó él. ¿Es ese el sentido de la Palabra del primer Padre?

 Al fin un piadoso engaño gobierna el mundo, el pequeño. Descontamos a los niños el resultado de todo, fingiendo historias (Historias) para que no adviertan la terrible verdad. Lo contó el filósofo Aquel al inicio de VII Libre.

17 de febrero de 2021

 Bastantes horas grises tiñen un día de oscuro.

Las campanadas caen con desgana, acompasadas a la luz declinante.

Las frases cortas y duras, como dichas en un sueño.

Mujeres y hombres de la ciudad quedan lejos, atados a su ritmo, el gesto crispado.

Quien cuenta, se pone aparte. A esto se reduce la meditación. A delimitar sombras y claros en los que uno mismo se lleva la mejor parte, disponiéndose en medio.

Mientras, arden las calles entre la bronca electoral y los daimones de saldo recogen sus ganancias, extraños a la virtud: el silencio.

...Pero existir acaba en la arena, después de escasos instantes de dicha.

16 de febrero de 2021

 Por amor de dios busca Diógenes al hombre. Es decir, a su imagen y recordatorio. ¿Qué es un dios sin templos vivientes?

 El logos es común, y ese es el sentido del oficio del poeta: dejar constancia del mundo. De su cíclica indiferencia.

15 de febrero de 2021

-¿Qué lees? Mira que las grandes verdades son los libros y la muerte. Ya lo decía Sigmon Floid: Biblos y Thánatos.

 Un 15 de febrero cualquiera renace el sol de nuevo, en calles, caminos y pueblos.

Demasiadas jornadas de sombra y silencio, de aquello que más tememos: el mundo oscuro, el de la falta de visitas.

Aprendemos a dejarlo, sin que los demás lo perciban. Este mundo, el claro, el de la luz y los ruidos familiares, es un hábito extraño en el curso de las cosas. Definitivamente el 15 de febrero no es como cualquier otra jornada.

Pesan los brazos y los actos rutinarios, los rostros se entregan, cuando lo hacen, con la dura opacidad de lo otro. Tu ausencia, quiero decir. El frío que eres sin que la tierra lo advierta.

(El gesto de la mano traza la línea definitiva: a este lado o al otro. Sobra con un equívoco, con un cruce de trayectorias, para que se interrumpan las conversaciones. Estos sucesos ocurren con independencia de clima y lugar y dejan un regusto sombrío en quien los piensa. Porque el silencio es terrible, el de un tiempo sin retorno, el que marcan los relojes en el mundo tenebroso de las barajas.)

De percepto y concepto

 Sintetizando de mala manera a Kant con W. Stevens me sale que lo artificial es vacío, y que lo esencial es ciego. 

14 de febrero de 2021

 Stevens no es nunca explicito ni autobiográfico...

El poeta es dios o vagabundo, dependiendo de la edad (parafraseando a W. S.). 

13 de febrero de 2021

 Nada. A excepción del cansancio acumulado. Un nido de bobos. J. A. no era novelista.

12 de febrero de 2021

Depuración poética

 Saca a pasear el lenguaje, pero recoge sus excrementos.

 La Junta limita la prohibición de venta de alcohol desde las 18:00 a bebidas de más de 21 grados (DdS)

Andalucía respira.

 Desaparece la cosa, e inmediatamente aplicamos la lógica binaria con el fin de buscar consuelo y evitar los sobrecostes añadidos.

Nuestros olvidos, actos absurdos e incidentes están sometidos a una empresa bien real. Un recién nacido, per se, dona su libertad al Ibex 35 y la libertad de los mercados. Libre es de decir que sí.

En cuanto a la verdad, esta se sospecha en las sendas que se abren paso en el bosque y entre la montaña, y ella es ajena a los individuos malencarados en la puerta de antros donde se desconoce a Confucio. 

11 de febrero de 2021

 Pensar en algo es inevitable. Trascendentales obligan. No poder no pensar en algo es odioso, un fracaso de la razón práctica con su santa voluntad.

10 de febrero de 2021

 ¿Cuánta verdad estamos dispuestos a soportar? ¿Por qué le tenemos miedo a la confesión? Quizás porque detrás del mal solo ande la idiotez, el mundo propio desajustado.

Se emprende un camino que no se sabe bien a dónde lleva. Pero se emprende porque es la manera de mostrarse después al espejo, a otros.

¡Qué bien disimula el histrión! Él mismo inicia la cadena de aplausos para su redondo estómago. Dura poco, lo que tardan las leyes de la mecánica y la lluvia en recordar su potestad. La máquina es la venganza irónica del animal hacia quien lo malentiende. Sus leyes a todos abrazan en el frío y en el fango. Un campo de carroña que ninguna música consigue olvidar aunque multiplique misereres.

Desde hace cien años somos para el otro, el de las alas de buitre  y la plétora racional. Por el  rodeo del siglo y las experiencias lo hemos acabado sabiendo nosotros, como legítimos herederos de la pesadilla. Ser para otro, arrastrando y siendo arrastrados por una cadena de mentiras pomposas. Dios murió cuando miramos hacia el futuro...

9 de febrero de 2021

 Chesterton über alles. 

Círculo hermenéutico

 Hay obras punteras, rompedoras, ultramodernas, siècle XX pletórico, que solo se pueden entender en el ambiente moral y físico de la Ivy League.

8 de febrero de 2021

 Dürrenmatt, Justicia, páginas finales (tres) magníficas. Sólo se podía escribir así en los 80.

 El poema es una barca sin rumbo,

Llevada por nadie que domine a los siervos susurros.

O una isla sin habitantes, puramente ctononómica.

Amén para los autodichos modernos, los estetizantes, aquellos que llevan el marchamo neofrancés por academias del midwest.

Lo que yo intuyo en esta provincia de vientos racheados y lluvia oblicua es la perenne entidad del sol y las sombras que se guardan en el interior de la tierra, a la espera de un cielo improbable.

Mientras tanto, los ermitaños cogitan en sus madrigueras, a salvo del sol y distantes de un cielo negro.

7 de febrero de 2021

 El poema se debe dejar reposando en la pared,

Trinchado el papel en el corcho

Como una mariposa vulgar, 

Dispuesta para la estilística forense. 

A continuación, vuélvete, toma distancia,

Mira desde un lado y desde otro, sin dejarte arrebatar por la seda al albur de la brisa.

Proyecta la tranche de monde que corresponda y comprueba que así el universo viaja solo, que la interpretación está engrasada y echa a volar como una polilla de la tarde contra el ominoso azul. 

Tú, contra el tiempo. El poema habla de ti, que es todos. 

Acotaciones a tres poemas de W. S.

 Quien observa el mar, observa al hombre que mira,

Pero antes debe hacerse cargo de la cosa en sí, 

Esa que acoge el pensamiento.

La idea, y la palabra en que transparece, va a lo otro, a lo elemental del mundo para el ojo no entrenado. 

Lo transparente es el mundo, 

Quiere decir que el mundo es lo real, 

La verdad -barcas, mariposas, azul- que no aparece en los negocios del día, sino a Smith cuando descansa pegado al transcurso del agua en los días de fiesta.

(Lo difícil es decir lo que los ojos ven sin lentes mendaces.) 


6 de febrero de 2021

 El ministerio de la eudaimonía advierte que la saga Arma letal perjudica seriamente la moralidad

 Sábado por la mañana. Dürrenmatt, La sospecha. Una sugerencia de lectura cartesiana del Fedón, epojé ante mortem. O habré entendido mal.

5 de febrero de 2021

 Viernes tarde, enfermizo y agotado.

4 de febrero de 2021

 Hace mucho calor y debe ser verano, 

un martes bochornoso hacia mil novecientos setenta y tantos,

los días no pasaban nunca  y las madres asustaban a los hijps con historias de bandidos puestas al día.

(No hacía tanto que esas historias habían sido verdaderas, por lo menos fragmentariamente y con vista al sesgo.)

Los niños, algunos, tienen miedo y miran a través de la ventana, en el piso de arriba, hacia el camino de tierra.

¡Cuánto daría yo por el pavor y el camino! ¿Cuánto daría si pudiera?

El hombre está abajo, indefenso y sin palabras. El orgullo es distinto, lo tiene y va dirigido hacia afuera, hacia el hijo. También la alegría y el dolor en entrelazada mixtura y en un sagrado silencio que es la voz verdadera que se guarda para los niños y no llega a decirse.

¡Cuánto habría dado yo para que hubiese sido dicha una vez!

Después, las almas son iguales, debió llegar la oscuridad cierta y el desánimo. Los finales y los arrepentimientos imposibles, porque los arrepentimientos no rentan para una conciencia sinceramente atormentada.

Pero en aquel momento para el niño era distinto: era martes, la luz caía a plomo para misericordia de los pobres y al fin la madre asomaría por el camino con la compra de la semana.

(Así guarda la memoria caprichosa instantáneas donde por ensalmo se contiene todo.)



La segura compañía

 Esperamos la lluvia, las verdades de otro,

La composición de voces que ensalma un bloque del mundo

-paisaje, ciudad, amor, destierro-,

Un pensamiento que se arranca con un vértigo y que viene a darnos luz.

Mendigamos las frases, las palabras del otro, el bárbaro y extraño, el amigo ausente que -mudo- nos habla y nos inquiere y nos requiere.

(A esa mano que pide y ojos que anhelan conversar, no le niegues su óbolo: las breves y eternas imágenes del instante, en un verso que salta libre entre las olas del tiempo.)

 A las doce horas justas desde la salida del sol ha echado las persianas con la música de costumbre, mirando a un lado y otro de la calle el mismo vacío.

Los párpados caen pesadamente al compás de las luces en fuga. Las calles se abandonan y las almas se ocultan en algún lugar que es otro que ahora.

Una luz de gas vuelve a la memoria, y el repiqueteo de los cascos por la avenida principal.

Están las calles plenas o repletas de ausencia, atiborradas de abandono y de canciones que han dejado de sonar.

En algún rincón alguien lo cuenta, escuchando los zumbidos que vienen de muy adentro, a deshoras o quién sabe, si la entera verdad corresponde a las campanas de la torre.

3 de febrero de 2021

Compañías de seguros

 Contra la Cultura, vetusta dueña clerical,

Alzamos el sagrado derecho del pobre, 

Auspiciado al pensamiento en islas solitarias.

Serán sus únicas riquezas estas olas del ánimo que llevan y traen ideas en alas de un espíritu ausente.

Débil y mortal mendiga y no sabe a quién. No está hecho su carácter para excesos de ebriedad.

2 de febrero de 2021

Une promenade

 Quién se conforma con ser espejo, con el riesgo de que reclame la realidad, pudiendo ser un moderno magnetófono a la vera del río, desacoplando los ruidos para aventurar una voz.

Ventana nadie quiere ser, por el temor de que al otro lado no se encuentren los emigrados polacos (campesinos) ni el fotógrafo del MOMA.

 En verdad que la poesía va a las catacumbas del establecimiento, vecina de la crítica y de la filosofía a un lado, y de las obras de religión al otro.

Tal destino le ha cabido al espíritu absoluto. A él, que destinaba. 

Están las obras como peces abisales, en una imaginaria cubeta para hacerse una foto, sin conocer si son peces o ajolotes que sueñan lo que no es pero le conviene al deseo.

Quien sueña quiere olvidar su condición adivina, y a eso lo llama su posibilidad y refugio cálido.

A tanto no llegan las obras, que acaban desconociendo a su hacedor y destinatario.

La mayoría de las botellas, en efecto, se pierden en el mar, y el agua no conoce la inquietud de leer en su interior.

Así el universo contra la palabra, desmintiendo los signos de admiración para ilustrados de provincias.

 Por cada poeta con obra pública hay cien árboles talados y un diccionario herido.

En privado obra el silencio su labor bendita, un canto de pájaros sin pájaros a pleno sol.

Descansan los campesinos (es día feriado) en su brecha de sombra.

Su realidad

 El exceso imaginativo toma el riesgo de sacar al mundo de sus goznes.

Pero el mundo está fabricado con la prosa del cemento y paneles metálicos para ocultar las grietas que van arando los cursos del sol en sus edificios con ínfulas.

Acerca de esta verdad clara la imagen desvanece la realidad: no hay viajes sino tránsitos y reglas que limitan el alcance temporal de la permanencia en las aceras.

 Un esfuerzo más...

Prohiben en Lucena estar parado en la calle desde las 19:00 (Marca)

1 de febrero de 2021

 Blanco sucio...

El discípulo aplicado traslada al cuaderno la impresión de un mediodía sin enviados.

Un sol de quita y pon, caseríos blancos dispersos en medio del verde oliva.

No se ven los campesinos descansando. No es ni el año ni la hora. 

El aire es fresco, incómodo, aunque eso no cabe en la imagen captada desde el salón climatizado.

31 de enero de 2021

 Anoche se perdió otro objeto, pero ya lo he olvidado. La escritura no aguanta el paréntesis del sueño. 

 Cualquier poeta nuevo quiere recrear el mundo. El viejo, destruirlo.

Monólogos conversados

 -O sea, un individuo potencialmente peligroso. Este habla de la compasión. Seguramente habla de lo que no tiene.

30 de enero de 2021

 El deseo no coincide con el estado real, ni la memoria se entrega a la voluntad cuando ha corrido el reloj. 

Son tres los libros que han desaparecido de la biblioteca privada, arrojados al olvido, del mismo autor desconocido.

Uno de ellos contiene el comentario, bastante deshilvanado, de una novela notable. Pero como material de trabajo, cascotes de erudición reutilizable, puede servir a la demandante.

Me lamento con amargura, y tengo que contarlo cuando despierte. Pero recuerdo y deseo no se acompasan.

 Alicia García-Herrero: "Cuando acabe la pandemia el mundo se va a parecer mucho más a China" (El Mundo)

29 de enero de 2021

 El libro, breve aunque intenso, lo que conviene cuando no se tienen que gastar palabras, está abierto por la página 45. El primer verso describe cómo no me siento yo ahora, y seguramente el poeta tampoco, pues escribe en pasado.

El escenario también es muy diferente, pues yo solo conozco la arena azuzada por un viento inclemente.

Pero la arena no lleva a nadie a su destino, no es un vapor ni una barca de remos. A lo más, un horizonte.

Igualmente viajo solo, cuando sueño y cuando temo, descansando un momento en un recodo del desierto.

28 de enero de 2021

 Yo no puedo decirte por qué caen las almas de su lugar celeste. Demasiados filólogos se ocupan ya de firmar rudos tratados sobre esta abstrusa materia de la composición y gravedad repentina de las almas.

Generaciones incontables depositan comentario tras comentario sobre severos cimientos. Lo que no era interpretación ya se nos ha olvidado.

De los libros leídos, yo apenas rasgué la superficie, siempre tenía prisa para otras cosas. Así que no conozco si en ellos se encuentra la respuesta a tu pregunta. Lo que en todo caso sea, secreto debe quedar para mí. Pero tengo la sospecha de que tenemos que desconfiar de una política del mundo, a los orbes de arriba me refiero, en el que ni el espontáneo curso de las almas conoce seguridad.

Premonición

 Durante bastante tiempo, meses en realidad, estuvimos aguardando la visita de la vieja señora. Conocíamos su deseo de que no se la molestara, y que ella nos buscaría en su momento. A un relojero, conocido suyo, le compramos una máquina soberbia, de esas que dan empaque y severidad a los salones. Allí gastábamos los días de espera, pasando las hojas del libro con desgana e inquietud. 

27 de enero de 2021

 Quien no encuentra la palabra inadjetivada, no encuentra la palabra. Al contrario de quien la encuentra. El poema consiste en nombres, en un recuento que duplica el mundo, o lo guarda. 

 El poema, casi cien años,

Rinde homenaje a la era, 

Trasguerra y frivolidad.

El crítico, vate él,

Discursea de estética 

De imaginación y de mundo. 


El mundo viene después, 

Con la edad cambiada, 

La síntesis urgente. 

Una roca ha ganado lo fantástico.


Otra imagen golpea en la portada, 

Una intención distinta

En el interior del libro. 

El autor ha vuelto

A sus ventanas cerradas, 

A la memoria exenta. 

 El homo politicus posee una creencia firme y una memoria selectiva. Es un ser desmediado.

Diógenes Montellano, asturiano venido al sur a impartir docencia de humanidades clásicas y medievales, ha propuesto en la cantina del casino provinciano una cuestión de profundo calado histórico y metafísico (y aquí D. M. ha hecho el gesto de dividir el mar en dos vertientes). Es el asunto de si la esencia se conoce a sí misma como tal (en su ser siendo a perpetuis) o si es a través de las fracturas de su desarrollo (con el alborear morboso de las conciencias, esos espejos encarnados). División de opiniones en torno a la mesa: a unos les parece evidente que la plenitud entitativa va de suyo con su reconocimiento; a otros, que es la hesitación de entes incompletos el lugar y momento del saber de la existencia.

26 de enero de 2021

W.  M. Chase, Las colinas de Shinnecock, Museo Thyssen-Bornemisza.

 

 El cuadro de la portada 

no aclara el contenido,

pero es hermoso.

Un paisaje de campiña pleno de dorados,

de trigales en sazón pintados por un extraño,

yo no sé si de América o de este lado.

Nadie aparece en la pintura:

yo entiendo que un hombre

perdido en el hotel de la ciudad,

el libro sobre la cama deshecha,

sueña alguna tarde con ese campo de agosto,

de senderos marcados y tiempo reposado.

(Los pintores saben mirar

a kilómetros de las ventanas.)

 El instante pertenece a la línea trazada,

sigue recto y tuerce derecho,

siguiendo un arco triunfante

-vienen lejos los turistas ebrios,

gritando con sus luces-,

el que decide la costumbre,

la memoria y las manos

-tú eres un hombre adulto,

conoces el camino-.

Sigue recto, pero esquiva el golpe,

el instante corresponde

a un punto determinado de la línea.

 

Los libros, sabios mostrencos, hacen los cálculos,

esos extraños signos que vienen por el aire.

Invisibles son los signos de ahora,

anuncia el escritor novel,

aunque esto es un argumento diferente,

ya en la ciudad, cuando los cálculos

han dejado de tener valor, cuando solo sirve

la hora presente. El libro ahí está,

abierto por una página, que no deja tranquilo.

 Escoceses e ingleses afirman haberse emborrachado "gravemente" hasta ver afectadas sus facultades físicas y mentales y llegar a "perder el equilibrio y el habla racional" una media de 33 veces al año, lo que representa la tasa más alta entre los 25 países analizados por la compañía de investigación independiente. (El Mundo)

25 de enero de 2021

 Aristocles el Primigenio, de reverendísima génesis, es personaje que como bien sabes fue maestro de Arisclipo, el cual se dio a la tentación judásica de aristotelizar a ocultas. Tal vicio consiste mayormente en acusar de errores contra la lógica a quien no se puede defender, obrando con ello de mala fe cuando el mismo maestro, en confesión, se acusó de esas culpas. De ahí, el aspecto apesadumbrado, y muy viejo, que muestra el discípulo a los pies de la cama del maestro, en el conocido cuadro renacentista que figura los últimos instantes de Primigenio. Porque sabía que se había portado muy mal. 

24 de enero de 2021

 Frío, y sensación de estar en una guerra comandados por malvados e ignorantes, y sin poder creer en nada. El pesimismo cotiza muy al alza.

Pensar en la imagen de Machado cruzando la frontera con su madre enferma camino del exilio cargados de desolación y tristeza y compararla con la de Puigdemont huyendo de la justicia por haber dado un golpe al Estado, escondido en el maletero de un coche y dejando en el barco a quienes él había capitaneado no deja espacio para la duda de dónde está la valentía y dónde la encarnación de la cobardía. (La voz de A.) 

 Acerca de lo importante, la diferencia entre ser y nada, nos quedamos mudos. Esse est memorati atque memorare. 

23 de enero de 2021

 Sobre Ashbery:

Su actitud hacia el objeto poético era la misma que la de Czeslaw Milosz quien, cuando le preguntaron cómo nacía un poema respondió: “Yo no lo sé, me viene dado”. Y cuando le insistieron, apremiándole: “¿Por quién?” se limitó a decir: “No lo sé. No tengo un nombre para eso”. (E. Lago, en El País)

 En torno a cualquier poeta surge la cuestión de la relación entre lenguaje y mundo. Se elige a este en lugar del otro porque parece capaz de responder, o por lo menos hacernos pensar, acerca de la propia desazón e insuficiencia al respecto.

22 de enero de 2021

 Desde ese momento,

Que tú no conoces,

Que tú no lo piensas,

Desde ese mismo momento,

Ni antes ni después,

Tú ya no eres.

E la nave va-

La carta en el puente de mando,

Cimbreada por los alisios

En este barco de nadie

A ninguna parte.


 Día de viento y temores,

Las almas perdidas salen de los callejones donde han pasado la noche, recorren las avenidas de los plátanos de sombra, y los olmos siberianos favoritos de los alcaldes provinciales.

Ahora son los coches los que braman y dan su paseo diario por la hierba, dejando por donde pasan una huella de luz tuerta de apenas unas décimas de segundo. 

El hombre del kiosko de las 7:30 de la mañana sentencia que subir, bajar y morir es la verdad profunda de los seres, a pesar de lo que digan los periódicos de la mañana.

Esto lo saben hasta los olmos siberianos cuando se les pudre el tuétano y quedan a merced de las almas aladas del ventarrón nocturno que avanza sobre la ciudad como un ejército que promete pesadillas.

Las almas transeúntes, que en esta tremenda mañana de un sol de nadie, inquieren por los cuerpos extintos y olvidados.

Nace su fuerza, invisible y traicionera, de una rabia que no quiere comprender la indiferencia última del césped de los estudiantes, las máquinas ruidosas y el ajetreo de los mercaderes que comercian con todo género de sombras.

La única verdad será el amor, pero las horas del sol lo abrasan para confusión y eterno inicio de los mortales desprevenidos.

Así se contiene el mundo en una impresión comprimida, en un recuerdo forzado, de espacios e instantes en ciudades pequeñas y un tanto levíticas.

No digo su nombre, pero no errarás mucho si piensas en una amarga mixtura de J. y P., en un triángulo de la Hispania interior que queda hacia el sur.

21 de enero de 2021

Usando una expresión que había hecho fortuna en la época, Custine afirma que en Rusia «el gobierno es el despotismo mitigado por el asesinato». (En Nueva Revista) 

 Esto...

El paraíso de hormigón y granito

Con el que sueñan los que hacen los desmontes,

En cuadrículas perfectas trazado,

Con abundantes botellas de licor servidas al gusto de los comensales,

Para suplir la ausencia de árboles y soportar este aire acelerado que baja de los cerros profanados.

El castillo arriba, ahora deshabitado de caballeros y turistas, y no digo el nombre de la ciudad porque no existe,

Aunque podrías pensar en una quimera con cuerpo de J. y alma de A., sin querer yo establecer prelaciones en estos severos asuntos de la composición imaginada de urbes y realidades.


20 de enero de 2021

Calvario, 2

El sujeto de estudio, pertrechado de tiza y de ánimo insensato, se dispuso cabe la pizarra a ilustrar al imberbe auditorio acerca de una de las paradojas relativistas, sin mediar demanda de dicho auditorio. Únicamente falta suponer c = a un número manejable por cerebros vanamente euclídeos y anticuados. Tal podía ser el grado mayor de celeridad alcanzado por el celebérrimo talgo que une habitualmente Almería con la capital en menos de doce horas y media. Esto es, unos 200 kms/h en recta que pica hacia abajo en lugar mesetario conocido, helador en invierno y lo opuesto en verano. Dispuso asimismo los otros elementos de la imagen, si bien torpemente trazados por mano temblona en el encerado venerable. El hombre sobre el tren, una linterna como la de Diógenes y el gracioso humo de la locomotora como una licencia poética. Solo faltaba la niebla para un Turner. Abriósele subitáneamente entre las mientes, empero, la misma duda de la otra ocasión, e idéntico terror pánico embargó su espíritu caído a plomo: se iba a liar, tú eres de letras, la vez que te habías atrevido lo llevabas preparado y eras más joven, quién te manda improvisar a tus años? Pero es querencia de la especie saborear una, dos veces y ciento el mismo acíbar, errar de nuevo el camino y embriagarse con idénticos abismos. Es así que el sujeto, o sustancia enseñante, empieza a notar cargados los hombros, apocada su estatura y trabucada e inestable la lengua. Debe volverse, confrontar lo real y de ninguna manera mostrar la verdad, y confesarla entre lágrimas si preciso. Eso nunca. Confía en lo de siempre, en la patada al balón que rompe el peligro del atacante, pero esta vez el pie va al aire y la pelota no quiere salir. Así pasa en los sueños, pero aun en estos cabe la apercepción del artificio, mientras que lo suyo es de este mundo.

 Juan Fueyo: "Es posible que un virus asesine a 3.500 millones de personas en los próximos diez años" (Marca)

19 de enero de 2021

Del poder diviso

 En Aquel Tiempo el gobernador máximo estaba por celebrar el juicio definitivo. El tribunal superior regional concedió diez días para efectuar alegaciones.

 Durante la primera parte del partido (habiendo entrado frescos al campo, sin compromisos ni tasas) encadenamos errores. En la reanudación, arrastramos las cadenas, rumiamos en la memoria y nos lamentamos un tanto.

 Retrospectivamente: la prudencia es LA virtud que nos habría perfeccionado, naturalmente, y quién sabe si salvado. Pero es flor escasa, propia de regiones determinadas y climas.

18 de enero de 2021

Habitus

 Desaparece un libro y es como si hubieran quitado una de las piedras del muro, dejando un hueco abominable y un montón de interrogantes.

17 de enero de 2021

 El doctor metió aún más sus manos en los bolsillos:

-El miedo que los hombres nos tenemos unos a otros nos lleva a crear Estados, von Schwendi -prosiguió en voz baja-, a rodearnos de guardianes de todo tipo, de policías, de soldados, de una opinión pública; pero ¿de qué nos sirve? (Dürrenmatt, p. 148)

El miedo moderno como raíz inconfesada (?), inconfesable (?) del platonismo antiguo. Será verdad que la historia de la metafísica (la técnica y la política también pertenecen a esa región) despliega las posibilidades contenidas en los albores del logos. Aunque este vino mucho después, casi diez mil años, de que se planificaran aldeas, y mucho también después de que alguien expresara la necesidad de dejar constancia por escrito.


 Lo primero que hizo Bärlach en el caso Schmied fue ordenar que el asunto se tratara en secreto los primeros días, una orden que solo consiguió imponer poniendo en juego toda su personalidad. "Se sabe demasiado poco, y los periódicos son lo más superfluo que se ha inventado en los últimos dos mil años", fue su comentario. (Dürrenmatt, El juez y su verdugo, pp. 8-9)
Soberano es el custodio del secreto, de las fronteras de la opinión pública. También estos días.